Bahía Blanca: impactante video, prueba clave en un juicio oral

16 octubre, 2013

Hoy comienza el juicio oral y público contra Martín Alejandro Garcés (34), quien está acusado de haber baleado a dos guardias en la puerta del boliche “Nativo” en enero pasado. El conocido delincuente será acusado de “tentativa de homicidio y portación ilegítima de arma de guerra”.

La principal e irrefutable prueba contra el imputado es el video que publica en exclusiva LA BRUJULA 24 y que será exhibido durante el debate.

El violento episodio se registró las 5.40 horas de madrugada del 27 de enero pasado, en el hall de entrada a la sede del Club Olimpo en Sarmiento 52. Garcés, tras ser retirado por patovicas de la cochera lindera, regresó armado para “cobrarse venganza”.

En las imágenes, que ahora por primera vez salen a la luz pública, se puede observar como el peligroso sujeto baja de un Peugeot 206, color gris, y arremete con su pistola 9 milímetros contra las personas que cuidaban el acceso al lugar.

La cámara no alcanzó a captar cuando Garcés gatilla en vano contra Osvaldo Catini, dueño de la discoteca. En cambio, no quedan dudas de sus intenciones cuando balea en la pierna a Carlos Servidío y al corredor de midget Julio “El Rifi” Monteros, que caen heridos.

Tras efectuar los disparos, Garcés se dió a la fuga a toda velocidad por calle Moreno. Luego tomó Vicente López, la peatonal Drago y O’Higgins, todas en contramano. Finalmente, en calle Italia fue interceptado por varios patrulleros.

Con el video como prueba, el imputado está condenado. Sólo quedará para el análisis de los jueces Eduardo d’Empaire, Guillermo López Camelo y Daniela Castaño, del Tribunal Oral n°3, aplicar la calificación adecuada de los hechos y la pena.

El defensor particular Juan Manuel Martínez intentará demostrar que su cliente, que cuenta con antecedentes por robos a mano armada, estaba “intoxicado” y no era consciente de sus actos. Y argumentará que, en caso de ser culpable, su asistido sólo cometió el delito de “lesiones graves”.

Si los jueces suman los hechos, Garcés podría ser condenado a más de 25 años de cárcel. En cambio, si consideran que haber baleado a dos personas en la misma acción forma parte de un sólo hecho, la pena podría ser sensiblemente menor.

El fiscal Eugenio Casas hablará de la alta peligrosidad del detenido y lo acusara, en principio, de los delitos de “doble tentativa de homicidio, portación ilegal de arma de guerra, abuso de armas y resistencia a la autoridad”.

Noticias Relacionadas

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *