La justicia electoral ratificó que las PASO serán el 8 de agosto y la generales el 24 de octubre

17 marzo, 2021

La Cámara Nacional Electoral terminó con las especulaciones en torno a un posible aplazamiento de los comicios. Los detalles.

En medio de especulaciones sobre un posible retraso de las elecciones primarias por la pandemia de coronavirus, la Cámara Nacional Electoral (CNE) confirmó el cronograma electoral y anunció que las PASO serán el 8 de agosto mientras que las generales el 24 de octubre.

Además, de acuerdo con el esquema, la campaña electoral para las elecciones se iniciará el 19 de junio, fecha en que también finaliza el plazo para la presentación de las listas de precandidatos ante las juntas electorales partidarias, 50 días antes de la votación.

Los partidos políticos podrán hacer proselitismo hasta el 6 de agosto, día en que se iniciará la veda para las primarias, aunque la campaña electoral en los medios de comunicación audiovisual quedará habilitada a partir del 4 de julio, 35 días antes de los comicios.

En tanto, superadas las PASO, a partir del 4 de septiembre podrán realizar actos de campaña los partidos políticos que hayan logrado oficializar a sus candidatos hasta el 22 de octubre, fecha en que se iniciará la veda de 48 horas previas a los comicios generales del 24.

Según el cronograma difundido por la CNE, ocho días antes de esa votación, el 16 de octubre comenzará a regir la prohibición de publicar o difundir encuestas o sondeos de opinión y pronósticos electorales.

Ayer el presidente Alberto Fernández volvió a manifestarse en contra de la realización de las internas obligatorias en virtud de la situación sanitaria por el coronavirus. “Con lo que cuestan las PASO pago las vacunas rusas que tengo que pagar”, recalcó.

Desde el Ejecutivo evaluaban distintos proyectos que iban desde retrasar las elecciones de agosto, hasta suspenderlas y destinar los casi $20 mil millones a la lucha contra la pandemia.

Sin embargo, para que finalmente se suspendan las PASO, el Congreso debería dictar una nueva ley electoral, para lo cual requiere de consensos con los bloques de la oposición. Cualquier modificación requiere de una mayoría especial. Es decir, la mitad del cuerpo total de las cámaras: se necesitan 129 diputados y 37 senadores.

Además, de conseguir la luz verde a nivel nacional, cada provincia deberá discutir si somete las elecciones del distrito al cronograma nacional. En ese sentido, el Senado bonaerense se enfrentaría a la mayoría que posee Juntos por el Cambio para hacer prosperar la suspensión.

Fuente: DIPUTADOS BONAERENSES/NACIÓN

Noticias Relacionadas

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *